sábado, 28 de julio de 2012

España y la faena del capitalismo


Portada del semanario británico 'The Economist'

Si el mundo está como está se debe al sistema de producción capitalista que trata por todos los medios de obtener ganancias aún en épocas de las peores crisis valiéndose de ellas y lo que es  peor: FABRICANDOLAS.  Es una nueva forma mal intencionada de obtener  riqueza mediante la  creación de crisis de deuda;  pues con ella  hacen que los países se sometan  a las políticas que imponen las instituciones económicas mundiales. 

Cuando los países capitalistas logran captar a un gobierno incauto, el país entero se queda soportando una enorme deuda que no pueden devolver;  eso  es, precisamente,  lo que buscan (que no puedan devolver);  entonces ofrecen refinanciar la deuda pagando, a cambio de tiempo, más intereses;  además de  cumplir fielmente sus condiciones  de “buen gobierno”,  lo que  significa  que obedezcamos sus políticas de recortes y que vendamos nuestros  recursos,  incluyendo servicios sociales,  públicos, sistemas escolares , penales, sistemas de seguros etc.  Los bancos centrales actúan así,  toda vez que son la única fuente a la que acudir para obtener fondos. Pero el pedir prestado  no es la solución,  sino, sólo un aplazamiento, a veces grave, del problema.
Es lo que pasa con la nacionalización, vía endeudamiento del Estado,  de Bankia y cajas de ahorro;  no es para que sirvan de impulso a la sociedad española,  cual DEBE ser su objetivo, sino para que paguen las deudas de Bankia y las cajas de ahorro TODOS los habitantes de la nación y  no sólo los clientes de éstas entidades;   una vez saneada,  la venderán  a capitales privados.  Como se observa,  “ellos” (los que manejan el capital privado) son los únicos que ganan, ellos y sus cómplices los que están parasitando en los cargos de gobierno,  quienes resultarán, como en muchas  oportunidades, los más beneficiados y más ricos que antes.
El momento principal  en que la economía española se detiene y acarrea la crisis, sucede cuando la banca alemana interrumpe el crédito a la banca y cajas de ahorro españolas y con ello se da el frenazo del sector de la construcción, que ha sido el motor del PIB los últimos años: creó cinco millones de empleos, 3 millones eran  inmigrantes;  promovió  crecimiento de muchos otros sectores, activó la demanda y el consumo de toda clase de bienes y servicios, etc. Pero ha parado de golpe debido  a que las entidades financieras YA NO PRESTAN temiendo lo que ocurrió en EEUU dada la especulación de todos tratando de ganar más, conforme ES el espíritu capitalista.
Lo que han hecho Alemania,  Francia,  Inglaterra con la eurozona es, a grandes rasgos,  pero con la misma perspectiva,  lo que ha hecho EEUU con los países de su “patio trasero”, fíjense:
En 1913 EEUU firma el acta de la Reserva Federal (FED) la cual se funda como un banco privado con capacidad de emitir DINERO
En 1944 Después de la guerra, en la conferencia de Bretton Woods se establece al dólar como moneda para comercio internacional y se crea el FMI y el Banco Mundial
Y en 1971  EEUU ¡¡abandona el patrón de oro!!  contraviniendo lo acordado en la conferencia de Bretton Woods y de los cuales no se ha hecho una auditoría para saber si el oro (de todo el pueblo norteamericano) continúa allí respaldando al dólar.  
A partir de ahí el dólar se convirtió en la única referencia para las demás monedas del mundo  (¡¡ excelente negocio!!)  Ahora para salir de la crisis que su propia avaricia creó,  INVENTA DINERO y sale por el mundo a saquear,  dando movimiento a su industria para la guerra (EEUU es el primer fabricante y vendedor de armas en el mundo) adueñándose con patrañas y el uso de la fuerza,  de las riquezas naturales de otros países como botín de guerra. No es por humanidad (como afirma)  que EEUU esté metido hasta las narices en la más grande reserva de recursos energéticos del  mundo: Medio Oriente y África; y a la vez,  en los primeros productores y exportadores de droga como lo son Afganistán y Colombia.
 ¿Qué es lo que se ha hecho con el Euro?, lo crearon con la “pseuda”  excusa de que sea un  instrumento para alcanzar mayor autonomía monetaria y financiera internacionalmente, al comienzo lo fue; pero ahora vemos como se ha transformado  en  el grillete creado por éstos países, para, utilizando y creando  crisis, salir gananciosos de  ella sin dar posibilidad de escape al país endeudado;  ya que el euro, como unidad monetaria, no permite devaluar porque la crisis de España en este caso la asumirían países que están bien en su economía, como Alemania digamos. 
Cuando empezó la crisis en España, ésta  no tenía déficit,  al contrario, tenía un superávit  mayor que  Alemania.  España por ese entonces (2007) era un “modelo” y punto de referencia del pensamiento neoliberal mostrado por los economistas neoliberales como ejemplo de “ortodoxia” económica.
Pero en un momento las familias españolas,  tuvieron que dedicar sus ingresos al pago de su “progreso” en múltiples cuotas mensuales (hipoteca,  coche,  muebles,  tarjetas de crédito) a todo esto se sumó,  por la escasez de crédito y el ajuste del gobierno,  la  disminución  de salarios, protección  social y recortes del gasto público creando  una Gran Recesión,  resultado: ya no hay  demanda interna.  Los productos españoles tienen un  alto costo y no pueden competir en mercados internacionales;  en época de bonanza,  eran adquiridos por la demanda interna y todos felices. Pero ahora no hay quién pueda comprar esos productos.
Según The Bank for International Settlements en Junio 2010, la banca alemana prestó 109.000 millones de euros a la banca española, con los cuales ésta, en alianza con el sector inmobiliario, invirtió masivamente  en  una productividad  que se volvió especulativa, creando la burbuja inmobiliaria que, al explotar, provocó la enorme crisis y el enorme problema de la deuda privada de España, alcanzando el 227% del PIB. La banca alemana consiguió enormes beneficios, de su actividad especulativa en España (y en otros países periféricos de la Eurozona, como Grecia y Portugal), beneficios  que no usó en  estimular la demanda alemana (o  europea), sino en  acumular (con su negocio especulativo como objetivo) más euros, convirtiéndose en la mayor fuente de euros en Europa.
La única meta de las políticas de austeridad, es que se pague la deuda, tanto privada como pública a los bancos alemanes,  franceses,  ingleses. La mal llamada ayuda de la Unión Europea y del FMI a los países periféricos es también “ayuda” para que se pague a estos  bancos,  es decir para seguir con el  “sistema”. ¿Nos damos cuenta ya de cómo buscan MÁS riqueza estos países?
Una regulación del sector bancario, forzándole a que recupere su función social, la oferta de crédito,  sería vital para la supervivencia de las pequeñas empresas que son las que mantienen el 80% de los puestos de trabajo en España y de muchas familias en su día a día.
Además España cuenta con más de ¡¡3 millones de funcionarios públicos!!  con funciones muchas veces triplicadas o cuadriplicadas entre las diferentes administraciones (estatal, autonómica, provincial y local) Una simplificación de la burocracia y recortes de sueldos sería también otra medida acertada.  Pero ¿querrán dejar la mamadera? y lo que es peor ¿las masas se darán cuenta y se lo exigirán? porque si ellos existen es porque el pueblo así lo ha permitido.
El sistema capitalista es un sistema injusto y antidemocrático.
Tratando de evitar una fuga de capitales se están respetando ciertas prerrogativas para los dueños de capital (los ricos). Nadie toca a las SICAV por ejemplo(Sociedad de Inversión de Capital Variable) el premio de la sociedad capitalista europea a los más ricos para que se perpetúen en su riqueza a costa de la nación. Tampoco se han aumentado  los gravámenes fiscales que afectan a los ricos; para redondear las gollerías a los ricos, se dictamina una amnistía fiscal que beneficia a los defraudadores. En realidad, no hay que acudir a inversores extranjeros, casi siempre especuladores, en España hay suficiente dinero para financiar la deuda o al menos para pagar buena parte de ella.
Las reformas fiscales que ahora afectan a la mayoría pero no a los ricos, son sólo parte de la solución.  El reto es más difícil de afrontar dada la pérdida de competitividad en la producción. España ha perdido un 36% de competitividad respecto de  Alemania el principal productor europeo, lo que ha significado que el  sector exportador español deje de ser competitivo con respecto a los demás países  de la Unión Europea.
Los gobiernos están haciendo lo de siempre, salvar a los más ricos y causantes de los tumbos de la economía, tal como se comprobó en esa especie de “cumbre de los cuatro” (Alemania, Francia, Gran Bretaña e Italia) convocada por Sarkozy  en el 2008 de la que no salió nada en claro, salvo que cada país apoye como pueda a los bancos con problemas (cada uno a los suyos). Después y en medio de contradicciones continuas de unos y otros, todos han decidido adoptar el modelo británico de salvamento de bancos, garantía de préstamos y seguridad de los depósitos, con lo que se han armonizado un poco las conductas (y la competencia leal). Pero nadie sabe muy bien todavía adónde va, ni cómo acabará esto.
En Gran Bretaña, en previsión de los efectos de la crisis de EEUU, el gobernador del Tesoro encargó a un grupo de trabajo liderado por Sir James Crosby un informe sobre las medidas a tomar para reactivar el mercado hipotecario británico. Pues bien, después de entrevistarse con bancos y promotoras la principal conclusión del informe Crosby es que “no hay conclusión”. No se sabe qué hacer ni qué recomendar. Otro informe de expertos concluía: “La única solución que se prevé en el entorno es dar tiempo al tiempo”. Estos son los grandes economistas y conductores del sistema capitalista.
El sector debe “deshincharse” bajando drásticamente los precios hasta absorber el exceso de oferta en varios años. Desde luego es ésta una medicina difícil de tragar por los más beneficiados y ahora afectados: promotores, constructores y compradores de viviendas en el pasado, ahora padeciendo con grandes préstamos hipotecarios a sus espaldas. En otras palabras sólo ellos ganan y si pierden… no pierden solos, ¡perdemos todos!

Se ha propuesto muchas cosas, de todo,  menos castigar al que más tiene,  a los generadores de la crisis y a los que siguen lucrando con ella. ¿Por qué? porque están (estamos) convencidos que nunca las naciones del planeta caminaremos hacia un verdadero socialismo, justo, equitativo; porque tenemos el bicho de la codicia, el hambre de progreso dinerario a costa de lo que sea, porque con nuestro silencio e inacción propiciamos que los millonarios se perpetúen y renueven sus cuadros de gobierno en España, en EEUU,  en Perú, ¡en todos lados! ¿Qué pasó con los indignados? pedían (y piden) sólo una aspirina para la infección generalizada del país, NO la cura. Lo que hace falta para poner un alto al hambre del capitalismo es que cambiemos TODOS  a una mentalidad más solidaria y pafícfica con las grandes mayorías sean estas de España, Medio Oriente o de cualquier parte del mundo; que EXIJAMOS  información verdadera, transparencia y un sistema de producción con rostro humano.

Un gran abrazo

10 comentarios:

Neogéminis dijo...

Totalmente de acuerdo.
Saludos.

Wendy dijo...

Buen analisis Drac, a causa de esta crisis nos hemos tenído que familiarizar con términos que, hasta hace poco, no formaban parte de nuestro vocabulario, me vengo preguntando si la entrada en el Euro fue buena para todos los paises, en el caso de los que están ahora en situación de peligro o han sido rescatados ya, no lo tengo claro, nos vamos a encontrar con una deuda que nos hipotecará por muchos años y estaremos controlados por las consignas y medidas que dicten los países más ricos.
En fin, esta pesadilla va para largo.
Besos.

Jorge Ampuero dijo...

Sería mejor proponer un sistema económico humanista donde la justicia, igualdad, paz e inclusión social sean bandera.

Saludos.

gla. dijo...

Me gustaría comprender un poco mas acerca de la economía...el porqué nos separa tanto

Patricia 333 dijo...

:) gracias por pasar , un beso

Voy a leer tu entrada

mariarosa dijo...

Drac: Una crisis que ya la pasamos los argentinos. España va a salir del mal momento, y quiera Dios que sirva de experiencia a nuestros gobiernos no volver a confiar en los países grandes que si te dan algo, te llevar el triple.

mariarosa

Abuela Ciber dijo...

Muy bueno lo que has compartido.

Saludos

EMBRUJO dijo...

hola drac despues de mucho tiempo que no paso por tu rinconcito me llego en la mañana que hoy no salgo jajaja, desde luego tienes toa la razon de mundo yo los poderosos siempre cavilan como amasar fortuna la mayoria son corruptos, y sin dignidad pa pensar como lo pasaran los ciudadanos, pa ellos no somos personas somos numeros na mas, ya en españa hemos perdio toito por lo que luchamos tooooo los derechos que luchamos por ello hasta en la era del franquimos saliamos a la calle y cobrabamos nos daban palos los policias pero los trabajadores saliamos y conseguimos tener una vida digna hoy el rajoy está acabando con toito lo que conseguimos, en fin amigo yo los meteria en la carcel a pan y agua y trabajos forzaos

EMBRUJO dijo...

ohhhhhhhhh te dejo besitossssssssssss

Rebecca dijo...

hola Drac,

yo pienso que el Banco Mundial también es un causante de muchos problemas económicos en el mundo...

Esperemos que todo llegue a un final feliz para todos


un abrazo fuerte^^